En Nicaragua otra emisora católica es obligada a cesar sus trasmisiones


EMISORA CERRADA EN NICARAGUA

Con excusas “injustificables”, el servicio de telecomunicaciones del país entregó a Radio Stereo Fe, de la Diócesis de Estelí, una notificación en la que se informa que tienen que apagar de inmediato la radio. Como otras radios que han sido cerradas, seguirán transmitiendo la Palabra de Dios por medios de sus redes sociales.
“Casi 28 de años de evangelización radial en FM, se han terminado hoy”, así se lee en una nota donde la directiva de Radio Stereo Fe de la Diócesis de Estelí, informa que ha sido obligada a cesar sus transmisiones. Piden a los fieles que no se desanimen, y a seguir unidos en oración.
Cierre injustificado de la Radio
La emisora publicó la nota que el Servicio de Telecomunicaciones, TELCOR, dirigió al director de Radio Stereo Fe, Álvaro José Toledo Amador, donde se pide el cese inmediato de las transmisiones, alegando que la radio funciona con licencia a nombre del padre Francisco Valdivia, que falleció en el 2021, y que el nuevo director no tiene permiso de dirigir la emisora.
Según afirma la dirección de la radio a través de la red social Facebook, es una razón injustificada, ya que desde que falleció el padre Valdivia, la emisora ha tenido varios directores, y nunca tuvieron problemas.
Una reacción después de la denuncia de la Diócesis
Extrañamente, esta nota llega el día después que la radio transmitió un comunicado del Clero de la Diócesis de Estelí, donde detallaron toda la situación que está viviendo la Iglesia nicaragüense.
En el texto, el clero afirma que el gobierno ha retenido “ilegalmente en cautiverio” al obispo de Matagalpa y Administrador Apostólico de la Diócesis de Estelí, Mons. Álvarez por 15 días, para luego, cambiar de lugar su encierro, solo para liberar el acceso de la Curia Episcopal, llevándose a la cárcel a los sacerdotes y laicos que acompañaron al Obispo. Detallando además cada una de las acciones, que el gobierno ha aplicado contra la Iglesia desde el 2018, acciones que van desde encarcelamientos injustos contra sacerdotes y obispos, alegando falsas acusaciones contra ellos.
Fuente: Vatican News